Ir al contenido
Información > Medios de comunicación

La tecnología pone a los consumidores al frente de los coches conectados

3 minutos de lectura | Enero 2015

Aunque muchos de nosotros tenemos la sensación de vivir en el trabajo, los coches que utilizamos para ir y volver del trabajo podrían estar en un cercano segundo lugar. De hecho, un reciente estudio de Nielsen realizado por Harris Poll reveló que los estadounidenses pasan una media de 6,5 horas en sus coches cada semana. Sin embargo, a diferencia de lo que ocurría en el pasado, los consumidores de hoy en día disponen de más comodidades que el aire acondicionado y los asientos calefactados para mejorar su experiencia de conducción en sus desplazamientos.

Además de ser usable, la tecnología se ha vuelto manejable, y el coche conectado está transformando rápidamente la forma en que la gente sale a la carretera. De hecho, también está influyendo en la forma en que se sienten y actúan cuando están al volante. La conectividad se presenta en toda una serie de variedades, desde la comunicación entre el vehículo y el conductor hasta la conectividad a Internet. Y en la mayoría de los casos, los conductores conectados son conductores felices.

Si lo tienes, te gusta

Una abrumadora mayoría de conductores conectados (aproximadamente nueve de cada diez) están satisfechos con su tecnología de conducción. Nuestra reciente encuesta abarcó seis funciones conectadas, y cerca del 90 % de los encuestados dijo estar al menos algo satisfecho con cada una de ellas.

La satisfacción de los consumidores con sus coches conectados se debe probablemente al grado de personalización tecnológica que han desarrollado los fabricantes de automóviles, una característica que está ampliando el atractivo general de estos vehículos. De hecho, un estudio reciente de Nielsen reveló que el 39% del 44% de los consumidores que planean comprar un coche nuevo en los próximos dos años dicen que es muy probable que compren un coche conectado con estas características incorporadas.

¿Qué más impulsa el deseo? En muchos casos, los futuros compradores de automóviles buscan lo que es nuevo y está de moda. También buscan el placer, y lo consiguen. Cuando se les preguntó si les gustaba y por qué, la mayoría de los encuestados dijeron que la conectividad hace que la conducción sea divertida, incluso revolucionaria. Es más, dicen que la conectividad mejora la seguridad en la carretera porque les hace mejores conductores. Casi uno de cada dos llegó a decir que no puede vivir sin sus funciones de conectividad.

La mayoría no lo tiene todavía

La tecnología suele considerarse algo que atrae más a las generaciones jóvenes que a las mayores. Sin embargo, en lo que respecta a los coches, los padres suelen estar tan a favor de la conectividad, o incluso más, que sus hijos. También respondieron más positivamente que los que no son padres con respecto al uso y la actitud hacia los coches conectados.

En general, los padres conductores conectados son mucho más propensos a tener las seis funciones del coche conectado que los no padres. También son mucho más propensos a utilizar sus funciones en al menos la mitad de sus trayectos, posiblemente porque dicen que sus funciones de coche conectado hacen que la conducción sea más divertida.

De los conductores estadounidenses encuestados para el reciente estudio, un porcentaje poco abrumador posee o alquila actualmente coches conectados. Sin embargo, alrededor del 30% sí conducen coches que tienen al menos una función conectada, siendo la más común (18%) la "comunicación vehículo-conductor".

En el caso del transporte personal, los conductores conectados tienen una opinión mucho más positiva que negativa sobre las características tecnológicas de sus vehículos. Sin embargo, hay una minoría de conductores conectados que dice que las funciones distraen, complican e incluso estresan. Y aproximadamente uno de cada tres dice que la conectividad no es un buen valor y que quizás sea más una molestia de lo que vale.

A pesar de la minoría de detractores, la inmensa mayoría de los conductores conectados han expresado su entusiasmo por sus ruedas inteligentes. Y a medida que la tecnología siga infiltrándose en nuestras vidas, no cabe duda de que la conectividad de los coches crecerá y seguirá llevando a los consumidores a las salas de exposición de automóviles para ver las últimas y mejores innovaciones.

Metodología

Esta encuesta fue realizada online en inglés por Harris Poll dentro de Estados Unidos entre el 17 y el 23 de octubre de 2014, entre 4.094 adultos de 18 años o más, de los cuales 907 son propietarios o arrendatarios de un coche que tiene una o más de las seis características de coche conectado enumeradas.